jueves, 30 de julio de 2009


JESUCRISTO ES MI ABOGADO
La Biblia dice:
Hijitos míos, estas cosas os escribo para que no pequéis; y si alguno hubiere pecado, abogado tenemos para con el Padre, a Jesucristo el justo. 1 Juan 2:1

Por eso no temo ante las amenazas del enemigo.

Aunque un ejército acampe contra mí, No temerá mi corazón;
Aunque contra mí se levante guerra, Yo estaré confiado.
Porque él me esconderá en su tabernáculo en el día del mal;
Me ocultará en lo reservado de su morada;
Sobre una roca me pondrá en alto.
Luego levantará mi cabeza sobre mis enemigos que me rodean,
Y yo sacrificaré en su tabernáculo sacrificios de júbilo;
Cantaré y entonaré alabanzas a Jehová. Salmos 27:3-6

No temeré el terror nocturno,
Ni saeta que vuele de día,
Ni pestilencia que ande en oscuridad,
Ni mortandad que en medio del día destruya.
Caerán a mi lado mil,
Y diez mil a mí diestra;
Mas a mí no llegará.
Ciertamente con mis ojos miraré
Y veré la recompensa de los impíos.
Porque he puesto a Jehová, que es mi esperanza,
Al Altísimo por mi habitación,
No me sobrevendrá mal,Ni plaga tocará mi morada.
Pues a sus ángeles mandará acerca de mi,
Que me guarden en todos mis caminos.
En las manos me llevarán,
Para que mi pie no tropiece en piedra.
Sobre el león y el áspid pisaré;
Hollaré al cachorro del león y al dragón.
Por cuanto en Dios he puesto mi amor, Él también me librará;
me pondrá en alto, por cuanto he conocido Su nombre.
Lo invocaré, y él me responderá;
Conmigo estará el Señor en la angustia;
me librará y me glorificará.
Me saciará de larga vida, Y me mostrará Su salvación. Salmos 91:5-16

Así lo creo y lo declaro.

JESUCRISTO ES MI SALVADOR.
¿Y Cuál es el tuyo?

lunes, 27 de julio de 2009

CRISTO PRONTO REGRESA, PREPÁRATE VENEZUELA


A mis queridos compatriotas de Venezuela.
Les hago un llamado al arrepentimiento, para que se salven del infierno y no vaya a pasar la eternidad sufriendo, para que pasen la eternidad en el cielo con el Señor y con todos los que ya se han arrepentido y han recibido a Cristo como su Señor y Salvador personal.
Nunca olviden que los alerté de la destrucción que viene, para que el día que Cristo regrese no vayan a decir que nadie les dijo nada de la salvación que solo la da Cristo.

La biblia dice:
Y en ningún otro hay salvación; porque no hay otro nombre bajo el cielo, dado a los hombres, en que podamos ser salvos. Hechos 4:12

Así que, arrepentíos y convertíos, para que sean borrados vuestros pecados; para que vengan de la presencia del Señor tiempos de refrigerio,...Hechos 3:19

martes, 21 de julio de 2009

PREPARATE PORQUE EL FIN VIENE



EL FIN DEL MUNDO SERÁ CUANDO SE CUMPLA LO QUE EL SEÑOR JESÚS DIJO Y PARA ESO DEBEMOS ESTAR PREPARADOS Y OBEDIENTES A LO QUE ÉL NOS MANDÓ A HACER. YA QUE EL RELOJ ESTÁ AVANZANDO Y EL TIEMPO NO SE DETIENE.

VEAMOS LAS SEÑALES ANTES DEL FIN.

Mateo 24
Jesús predice la destrucción del templo.

(Mc 13.1-2; Lc 21.5-6)
1 Jesús salió del templo y, cuando ya se iba, se acercaron sus discípulos para mostrarle los edificios del templo.
2 Respondiendo él, les dijo:
--¿Veis todo esto? De cierto os digo que no quedará aquí piedra sobre piedra que no sea derribada.
Señales antes del fin
(Mc 13.3-23; Lc 21.7-24)
3 Estando él sentado en el Monte de los Olivos, los discípulos se le acercaron aparte, diciendo:
--Dinos, ¿cuándo serán estas cosas y qué señal habrá de tu venida y del fin del siglo?
4 Respondiendo Jesús, les dijo:
--Mirad que nadie os engañe,
5 porque vendrán muchos en mi nombre, diciendo: "Yo soy el Cristo", y a muchos engañarán.
6 Oiréis de guerras y rumores de guerras; mirad que no os turbéis, porque es necesario que todo esto acontezca, pero aún no es el fin.
7 Se levantará nación contra nación y reino contra reino; y habrá pestes, hambres y terremotos en diferentes lugares.

8 Pero todo esto es solo principio de dolores.
9 »Entonces os entregarán a tribulación, os matarán y seréis odiados por todos por causa de mi nombre.
10 Muchos tropezarán entonces, y se entregarán unos a otros, y unos a otros se odiarán.
11 Muchos falsos profetas se levantarán y engañarán a muchos;
12 y por haberse multiplicado la maldad, el amor de muchos se enfriará.
13 Pero el que persevere hasta el fin, este será salvo.
14 Y será predicado este evangelio del reino en todo el mundo, para testimonio a todas las naciones, y entonces vendrá el fin.
15 »Por tanto, cuando veáis en el Lugar santo la abominación desoladora de la que habló el profeta Daniel --el que lee, entienda--,
16 entonces los que estén en Judea, huyan a los montes.
17 El que esté en la azotea, no descienda para tomar algo de su casa;
18 y el que esté en el campo, no vuelva atrás para tomar su capa.
19 Pero ¡ay de las que estén encinta y de las que críen en aquellos días!
20 Orad, pues, que vuestra huida no sea en invierno ni en sábado,
21 porque habrá entonces gran tribulación, cual no la ha habido desde el principio del mundo hasta ahora, ni la habrá.
22 Y si aquellos días no fueran acortados, nadie sería salvo; pero por causa de los escogidos, aquellos días serán acortados.
23 »Entonces, si alguno os dice: "Mirad, aquí está el Cristo", o "Mirad, allí está", no lo creáis,
24 porque se levantarán falsos cristos y falsos profetas, y harán grandes señales y prodigios, de tal manera que engañarán, si es posible, aun a los escogidos.
25 Ya os lo he dicho antes.
26 Así que, si os dicen: "Mirad, está en el desierto", no salgáis; o "Mirad, está en los aposentos", no lo creáis,
27 porque igual que el relámpago sale del oriente y se muestra hasta el occidente, así será también la venida del Hijo del hombre.
28 Dondequiera que esté el cuerpo muerto, allí se juntarán las águilas.

La venida del Hijo del hombre
(Mc 13.24-37; Lc 17.26-30,34-36; 21.25-33)
29 »Inmediatamente después de la tribulación de aquellos días, el sol se oscurecerá, la luna no dará su resplandor, las estrellas caerán del cielo y las potencias de los cielos serán conmovidas.
30 Entonces aparecerá la señal del Hijo del hombre en el cielo, y todas las tribus de la tierra harán lamentación cuando vean al Hijo del hombre venir sobre las nubes del cielo, con poder y gran gloria.
31 Enviará sus ángeles con gran voz de trompeta y juntarán a sus escogidos de los cuatro vientos, desde un extremo del cielo hasta el otro. 32 »De la higuera aprended la parábola: Cuando ya su rama está tierna y brotan las hojas, sabéis que el verano está cerca.
33 Así también vosotros, cuando veáis todas estas cosas, conoced que está cerca, a las puertas.
34 De cierto os digo que no pasará esta generación hasta que todo esto acontezca.
35 El cielo y la tierra pasarán, pero mis palabras no pasarán.
36 »Pero del día y la hora nadie sabe, ni aun los ángeles de los cielos, sino solo mi Padre. Mateo 24:1-36

LA BIBLIA SI NOS DICE CUANDO SERÁ EL REGRESO DE CRISTO.
Mateo 24:14 dice:

Y será predicado este evangelio del reino en todo el mundo, para testimonio a todas las naciones; y entonces vendrá el fin.

lunes, 20 de julio de 2009

LE PERTENEZCO A CRISTO


¿Y TÚ CUÁNDO LO VAS A HACER?
RECUERDA QUE HOY PUEDE SER EL ÚLTIMO DÍA DE TU VIDA EN ESTA TIERRA.

NO LO DEJES PARA MAÑANA, TAL VEZ EL MAÑANA PARA TI NO LLEGARÁ.
EL DÍA DE SALVACIÓN ES HOY.

miércoles, 1 de julio de 2009

¿YA ERES CIUDADANO DEL CIELO?



Yo alabo y adoro al Rey de reyes y Señor de señores, a Él sea la gloria por por los siglos de los siglos. Amén.

Al Señor tenemos que alabar y adorar.
Por lo que Él es.
Por lo que Él ha hecho.
Por lo que Él hará.

Alabo a Dios porque se que Él vendrá a buscarme para llevarme a la patria celestial, donde el Señor Jesús fue a preparar una morada hermosa de paz y felicidad para todo aquel que se arrepienta de sus pecados y lo reciba a Él como su Salvador personal.

Ahora voy a mostrar como es la morada donde vamos a habitar.

LA NUEVA JERUSALEN
Juan en el espíritu vio y nos muestra como es esa hermosa mansión. La Biblia dice:

Vino entonces a mí uno de los siete ángeles que tenían las siete copas llenas de las siete plagas postreras, y habló conmigo, diciendo: Ven acá, yo te mostraré la desposada, la esposa del Cordero.
Y me llevó en el Espíritu a un monte grande y alto, y me mostró la gran ciudad santa de Jerusalén, que descendía del cielo, de Dios,

teniendo la gloria de Dios. Y su fulgor era semejante al de una piedra preciosísima, como piedra de jaspe, diáfana como el cristal.

Tenía un muro grande y alto con doce puertas; y en las puertas, doce ángeles, y nombres inscritos, que son los de las doce tribus de los hijos de Israel;

al oriente tres puertas; al norte tres puertas; al sur tres puertas; al occidente tres puertas.

Y el muro de la ciudad tenía doce cimientos, y sobre ellos los doce nombres de los doce apóstoles del Cordero.

El que hablaba conmigo tenía una caña de medir, de oro, para medir la ciudad, sus puertas y su muro.

La ciudad se halla establecida en cuadro, y su longitud es igual a su anchura; y él midió la ciudad con la caña, doce mil estadios; la longitud, la altura y la anchura de ella son iguales.

Y midió su muro, ciento cuarenta y cuatro codos, de medida de hombre, la cual es de ángel.

El material de su muro era de jaspe; pero la ciudad era de oro puro, semejante al vidrio limpio;

y los cimientos del muro de la ciudad estaban adornados con toda piedra preciosa.

El primer cimiento era jaspe;
el segundo, zafiro;
el tercero, ágata;
el cuarto, esmeralda;
el quinto, ónice;
el sexto, cornalina;
el séptimo, crisólito;
el octavo, berilo;
el noveno, topacio;
el décimo, crisopraso;
el undécimo, jacinto;
el duodécimo, amatista.


Las doce puertas eran doce perlas; cada una de las puertas era una perla. Y la calle de la ciudad era de oro puro, transparente como vidrio.

Y no vi en ella templo; porque el Señor Dios Todopoderoso es el templo de ella, y el Cordero.

La ciudad no tiene necesidad de sol ni de luna que brillen en ella; porque la gloria de Dios la ilumina, y el Cordero es su lumbrera.

Y las naciones que hubieren sido salvas andarán a la luz de ella; y los reyes de la tierra traerán su gloria y honor a ella.

Sus puertas nunca serán cerradas de día, pues allí no habrá noche.

Y llevarán la gloria y la honra de las naciones a ella.

No entrará en ella ninguna cosa inmunda, o que hace abominación y mentira, sino solamente los que están inscritos en el libro de la vida del Cordero. Apocalipsis 22:9-27

¿ESTA TU NOMBRE ESCRITO EN EL LIBRO DE LA VIDA?

¿HAY SEGURIDAD DE QUE AL RECIBIR A JESÚS COMO EL SALVADOR, EL NOMBRE DE UNO ES ESCRITO EN EL LIBRO DE LA VIDA EN EL CIELO?
Hebreos 12:23… Dice: a la congregación de los primogénitos que están inscritos en los cielos, a Dios el Juez de todos, a los espíritus de los justos hechos perfectos,...

Filipenses 3:20… Dice: Mas nuestra ciudadanía está en los cielos, de donde también esperamos al Salvador, al Señor Jesucristo;
Te pregunto a ti que ahora estás leyendo este mensaje.

¿ESTA TU NOMBRE ESCRITO EN EL LIBRO DE LA VIDA?

Si todavía no lo está, es hora de que te arrepientas de tus pecados y recibas en tu corazón al Señor Jesús como tu Salvador.
Dígale, Señor hoy me arrepiento de todos mis pecados y te pido perdón, borra mi nombre de libro de la muerte y escríbelo en el libro de la vida; hoy te recibo como mi Señor y Salvador personal. En el nombre de Jesús. Amén.

Felicitaciones, hoy eres hijo de Dios, tienes vida eterna y no vendrás a condenación; porque has pasado de muerte a vida.
(El cielo es un lugar de paz, y felicidad total)Lugar para los hijos de Dios.

Para los que no se arrepientan el lugar donde irán a pasar la eternidad es el infierno (lugar de tormento y angustia) Lugar para el diablo y los que no se arrepientan ni reciban a cristo como su Salvador.

Personas, cuyos nombres no estén en el libro de la vida serán echados al castigo eterno que arde con fuego y azufre.

Apocalipsis 20:11-15… Dice: 11Y vi un gran trono blanco y al que estaba sentado en él, de delante del cual huyeron la tierra y el cielo, y ningún lugar se encontró para ellos. 12Y vi a los muertos, grandes y pequeños, de pie ante Dios; y los libros fueron abiertos, y otro libro fue abierto, el cual es el libro de la vida; y fueron juzgados los muertos por las cosas que estaban escritas en los libros, según sus obras. 13Y el mar entregó los muertos que había en él; y la muerte y el Hades entregaron los muertos que había en ellos; y fueron juzgados cada uno según sus obras. 14Y la muerte y el Hades fueron lanzados al lago de fuego. Esta es la muerte segunda. 15 Y el que no se halló inscrito en el libro de la vida fue lanzado al lago de fuego.

Mateo 25:41… Dice: “41 Entonces dirá también a los de la izquierda: Apartaos de mí, malditos, al fuego eterno preparado para el diablo y sus ángeles.