lunes, 27 de abril de 2009

EL BUEN ADMINISTRADOR


Primeramente voy a explicar el significado de justicia.
El diccionario de la lengua española dice:
Justicia. Orden de convivencia humana que consiste en la igualdad de todos los miembros de la comunidad, tanto en la sumisión a las leyes entre ellos vigente como en el respeto de los bienes comunes. Este es el significado.

Por lo tanto es un valor el cual debe tener toda persona y en especial el órgano gubernamental.
Quien está llamado a administrar con justicia para todos los que vivimos en un país cualquiera.
El gobierno debe administrar los bienes y recursos honestamente y con control, no despilfarrando nada, porque el gobernante o administrador ha sido puesto allí para administrar bien y no para derrochar lo que no le pertenece a él solo; porque los bienes y recursos del país le pertenecen a todos sus habitantes.

En cuanto a la aplicación de la ley debe ser justo cuando se tenga que aplicarse cualquier sanción a una persona por un delito o hecho cometido.

No se debe parcializar con uno porque sea pobre o rico, negro o blanco, nacional o extranjero, creyente o incrédulo, mujer u hombre.

Esto quiere decir que la aplicación de la ley debe ser por igual y para todos.

Cuando Dios sacó al pueblo de Israel de la esclavitud de Egipto, le dicto leyes, ordenanzas y decretos para que vivieran bien.
En la Biblia y en el libro de Deuteronomio Capítulo 16 versículos 18 al 22 dice:

Jueces y oficiales pondrás en todas tus ciudades que Jehová tu Dios te dará en tus tribus, los cuales juzgarán al pueblo con justo juicio.

Hoye bien lo que dice: juzgarán al pueblo con justo juicio.
No tuerzas el derecho; no hagas acepción de personas, ni tomes soborno; porque el soborno ciega los ojos de los sabios, y pervierte las palabras de los justos,

Mira como dice Dios:
1.- No tuerzas el derecho.
2.- no hagas acepción de personas.
3.- ni tomes soborno.
Porque el soborno ciega los ojos de los sabios, y pervierte las palabras de los justos.
La justicia, la justicia seguirás, para que vivas y heredes la tierra que Jehová tu Dios te da.

Hay que ser justo, porque bien claro lo dice Dios:
- La justicia, la justicia seguirás.
No plantarás ningún árbol para Asera cerca del altar de Jehová tu Dios, que tú te habrás hecho, ni te levantarás estatua, lo cual aborrece Jehová tu Dios.
Dios en los diez mandamientos nos dice bien claro lo que no debemos hacer, veamos los diez mandamientos para que reflexionemos:

Los Diez Mandamientos
1 Y habló Dios todas estas palabras, diciendo:
2 Yo soy Jehová tu Dios, que te saqué de la tierra de Egipto, de casa de servidumbre.
1er. Mandamiento: 3 No tendrás dioses ajenos delante de mí.
2do. Mandamiento: 4 No te harás imagen, ni ninguna semejanza de lo que esté arriba en el cielo, ni abajo en la tierra, ni en las aguas debajo de la tierra.
5 No te inclinarás a ellas, ni las honrarás; porque yo soy Jehová tu Dios, fuerte, celoso, que visito la maldad de los padres sobre los hijos hasta la tercera y cuarta generación de los que me aborrecen,
6 y hago misericordia a millares, a los que me aman y guardan mis mandamientos.
3er. Mandamiento: 7 No tomarás el nombre de Jehová tu Dios en vano; porque no dará por inocente Jehová al que tomare su nombre en vano.
4to. Mandamiento: 8 Acuérdate del día de reposo para santificarlo.
9 Seis días trabajarás, y harás toda tu obra;
10 mas el séptimo día es reposo para Jehová tu Dios; no hagas en él obra alguna, tú, ni tu hijo, ni tu hija, ni tu siervo, ni tu criada, ni tu bestia, ni tu extranjero que está dentro de tus puertas.
11 Porque en seis días hizo Jehová los cielos y la tierra, el mar, y todas las cosas que en ellos hay, y reposó en el séptimo día; por tanto, Jehová bendijo el día de reposo y lo santificó.
5to. Mandamiento: 12 Honra a tu padre y a tu madre, para que tus días se alarguen en la tierra que Jehová tu Dios te da.
6to. Mandamiento: 13 No matarás.
7mo. Mandamiento: 14 No cometerás adulterio.
8vo. Mandamiento: 15 No hurtarás.
9no. Mandamiento: 16 No hablarás contra tu prójimo falso testimonio.
10mo. Mandamiento: 17 No codiciarás la casa de tu prójimo, no codiciarás la mujer de tu prójimo, ni su siervo, ni su criada, ni su buey, ni su asno, ni cosa alguna de tu prójimo.

El hombre en su gran mayoría aunque dicen creer en Dios, no lo respeta ni lo adora, ni le son reverentes.

Dios dice: No tendrás dioses ajenos delante de mí.
Y el hombre vive adorando a quien se le diga que es santo.

Dios dice: No te harás imagen, ni ninguna semejanza de lo que esté arriba en el cielo, ni abajo en la tierra, ni en las aguas debajo de la tierra.
Y el hombre ha venido haciendo esculturas, estatuas, e imágenes de madera, de hierro, de bronce, de plomo, de cobre y de oro y están rindiéndoles culto y adorándolos en sus casas y en templos gigantescos.

Dios dice: Acuérdate del día de reposo para santificarlo.
Y el hombre vive dedicado al trabajo y no descansa ni un día, por eso están minando sus fuerzas.

Dios dice: Honra a tu padre y a tu madre, para que tus días se alarguen en la tierra que Jehová tu Dios te da.
Y algunos viven ofendiendo, maltratando y despreciando a sus padres y algunos hijos los abandonan cuando llegan a ancianos. Por eso algunos están siendo castigados con enfermedades y muerte prematura.

Dios dice: No matarás.
Y hay personas que ofenden, secuestran, maltratan, y matan sin piedad a otros por envidia, por poder y por dinero.

Dios dice: No cometerás adulterio.
Y hay hombres y mujeres que viven adulterando, fornicando y destruyendo matrimonios y familias.

Dios dice: No hurtarás.
Pero hay personas que, hurtan, roban y engañan para apropiarse del dinero, bienes y propiedades de los que tienen algo.

Dios dice: No hablarás contra tu prójimo falso testimonio.
Pero hay personas que cuando quieren hacerle daño a alguien lo injurian, y presentan falso testimonio contra su prójimo aun siendo inocente y hasta lo hacen que lo metan preso en la cárcel.

Dios dice: No codiciarás la casa de tu prójimo, no codiciarás la mujer de tu prójimo, ni su siervo, ni su criada, ni su buey, ni su asno, ni cosa alguna de tu prójimo.
Pero hay personas que son envidiosos y cuando ven a alguien que ha sido bendecido por Dios y tienen algo, entonces comienzan a codiciarle lo que tienen y hasta se lo quitan a la fuerza.
Esta es una reflexión para todo aquel que anda por el mal camino haciendo lo que no le agrada a Dios.
Recuerda que Dios todo lo ve, todo lo sabe y en todas partes Él está presente.
Así que, apártate del mal si lo estás haciendo.

Cambia tu manera de pensar y actuar para que cambie tu manera de vivir.
Si de algo te sirvió esta reflexión, y necesitas ayuda comunicate conmigo a través de mi correo electrónico Inginior@hotmail.com

viernes, 24 de abril de 2009

LA DERROTA DE SATANÁS


SATANÁS CAYÓ DEL CIELO COMO UN RAYO, PORQUE DIOS LO ECHÓ DE ALLÍ.
SATANÁS SE ARRASTRA POR EL SUELO, YO CAMINO ERGUIDO.
SATANÁS SABE QUE YO SE QUE CRISTO LO DERROTÓ.
SATANÁS SABE QUE YO SE QUE ÉL ESTÁ DERROTADO.
SATANÁS SABE QUE YO SE QUE CRISTO ME VIENE A BUSCAR.
SATANÁS SABE QUE YO SE QUE ÉL SE DISFRAZA COMO ANGEL DE LUZ PARA ENGAÑAR, POR ESO NO CAIGO EN SU TRAMPA.
SATANÁS TIENE FUERZA, YO TENGO PODER.
SATANÁS SABE QUE YO SE QUE ÉL PASARÁ LA ETERNIDAD EN EL LAGO DE FUEGO ATORMENTADO, Y YO PASARÉ LA ETERNIDAD EN EL CIELO CON DIOS Y CON CRISTO, Y CON LOS CRISTIANOS MUY FELIZ.

jueves, 23 de abril de 2009

NO LE DES EL PEZ. ¡ENSÉÑALO A PESCAR!



Esta frase indica que en lugar de darle las cosas de manera fácil se le debe enseñar a obtenerlas con su propio esfuerzo, ya que aprendiendo siempre sabrán hacerlo.
Explicado de otra manera esto quiere decir: “si le das un pez, comerá un día, si le enseñas a pescar, comerá toda la vida".

La Biblia en Génesis 3:19 dice: Con el sudor de tu rostro comerás el pan hasta que vuelvas a la tierra, porque de ella fuiste tomado; pues polvo eres, y al polvo volverás.
Proverbios 9:9 dice: Da al sabio, y será más sabio; Enseña al justo, y aumentará su saber.
Salmo 25:8-9 dice: Bueno y recto es Jehová; Por tanto, él enseñará a los pecadores el camino.

Encaminará a los humildes por el juicio, Y enseñará a los mansos su carrera.
Deuteronomio 11:18-19 dice: Por tanto, pondréis estas mis palabras en vuestro corazón y en vuestra alma, y las ataréis como señal en vuestra mano, y serán por frontales entre vuestros ojos.
Y las enseñaréis a vuestros hijos, hablando de ellas cuando te sientes en tu casa, cuando andes por el camino, cuando te acuestes, y cuando te levantes,...
2 Corintios 9:10-12 dice: Porque también cuando estábamos con vosotros, os ordenábamos esto: Si alguno no quiere trabajar, tampoco coma.
Porque oímos que algunos de entre vosotros andan desordenadamente, no trabajando en nada, sino entremetiéndose en lo ajeno.
A los tales mandamos y exhortamos por nuestro Señor Jesucristo, que trabajando sosegadamente, coman su propio pan.
La Biblia dice:
Proverbios 6:6 Ve a la hormiga, oh perezoso, Mira sus caminos, y sé sabio;

Proverbios 6:9 Perezoso, ¿hasta cuándo has de dormir? ¿Cuándo te levantarás de tu sueño?
Proverbios 13:4 El alma del perezoso desea, y nada alcanza; Mas el alma de los diligentes será prosperada.
Si tú eres uno de esos que no quieren trabajar y vivir a la expensa de los demás, pues te aconsejo que reflexiones y comienza a hacer algo.

El que no trabaja no siembra, y el que no siembra no tiene nada que cosechar, y el que no tiene nada que cosechar no tiene nada que dar, y el que no tiene nada que dar, lo que dá es lastima.

Porque para Dios el que no sirve, no le sirve para nada.

El águila es un ave que enseña a sus polluelos a volar y los enseña a cazar, para luego enviarlos a sus expensas; pero antes nos los envía sin que los haya preparadado.

Nosotros debemos preparar a nuestros hijos para que se desenvuelvan en este mundo y para que dependan de ellos mismos y no de los padres ni de ninguna otra persona. Trabajando para no ser dependientes de otros, sino independientes en este mundo. Y que del único que dependamos sea de Dios, nuestro Padre.

martes, 21 de abril de 2009

¿CUANTO TIEMPO PASAS CON TUS HIJOS?


BOLETA DE CALIFICACIONES

Era miércoles, 8:00 a. m., llegue puntual a la escuela de mi hijo.
- No olviden venir a la reunión, es obligatoria - fue lo que la maestra había dicho un día antes.
- ¡Pues qué cree la maestra! ¿Qué cree que podemos disponer del tiempo a la hora que ella diga? Si supiera qué importante era la reunión que tenía a las 8:30 A.M... De aquí dependía un buen negocio y… ¡tuve que cancelarla!
Ahí estábamos todos, papás y mamás, la maestra empezó puntual, agradeció nuestra presencia y empezó a hablar. No recuerdo qué dijo, mi mente estaba pensando cómo resolver lo de ese negocio, probablemente podríamos para comprar ese nuevo televisor con el dinero que recibiría.
- ¡Juan Rodríguez!… escuché a lo lejos. ¿No está el papá de Juan Rodríguez? dijo la maestra.
-Sí aquí estoy- contesté pasando a recibir la boleta de mi hijo.
Regresé a mi silla y me dispuse a verla.
- ¿Para esto vine? ¿Qué es esto?..-
La boleta estaba llena de seises y sietes. Guardé las calificaciones inmediatamente, escondiéndola para que ninguna persona viera las porquerías de calificaciones de mi hijo.
De regreso a casa aumentó más mi cólera a la vez que pensaba y decía para mí… ¡No se qué le está pasando si le doy todo! ¡Nada le falta! ¡Ahora sí le va a ir muy mal!…
Al llegar a casa me estacioné y salí del carro, entré a la casa, tiré la puerta y grité… ¡Ven acá Juan!
Juan estaba en su recamara y corrió a abrazarme. - ¡Si Papá!…
- ¡Qué papá ni que nada!- con un golpe lo retiré de mí, me quité la correa y no sé cuantos golpes le di, al mismo tiempo que decía lo que pensaba de él.
¡¡¡¡ Y te me vas a tu cuarto!!! – terminé diciendo.
Juan se fue llorando, su cara estaba roja y su boca temblaba. Y con su voz entrecortada me dijo. ¡Te amo papá!
Mi esposa no dijo nada, sólo movió la cabeza negativamente y se fue a la mesa a escribir.
Cuando me fui a acostar, ya más tranquilo, mi esposa me entregó la boleta de calificaciones de Juan, que estaba dentro de mi saco y me dijo - Léala despacio y después toma tu decisión-
Ésta decía así:
BOLETA DE CALIFICACIONES “PARA EL PAPÁ”
Tiempo que le dedicas a tu hijo - Calificación


1. En conversar con él a la hora de dormir ______6____
2. En jugar con él....................... _______6_____
3. En ayudarlo a hacer la tarea.......... _______6_____
4. En salir de paseo en Familia.......... _______7______
5. En contarle un cuento antes de dormir.. ______6______
6. En abrazarlo y besarlo................. ______6______
7. En ver la televisión con él............ ______7______


El me había puesto seises y sietes, yo me hubiera calificado con menos de cincos.
Me levanté y corrí a la recamara de mi hijo, lo abracé y lloré…, Quería regresar el tiempo, pero era imposible.
Juanito abrió sus ojos, aún estaban hinchados por sus lágrimas, me sonrió, me abrazó y me dijo:
¡Te amo papá!
Cerró sus ojos y se durmió.

Pregunto.
¿Cuánto tiempo estás pasando y compartiendo con tus hijos?
Es hora de reflexionar, es hora de corregir nuestro comportamiento, es hora de dejar por un tiempo el tanto trabajar y dedicarles a nuestros hijos unos cuantos minutos de atención.
A lo mejor ellos están deseosos de que se les preste atención, pero nuestras ocupaciones nos tienen absorbidos y cuando nos demos cuenta de seguro que será demasiado tarde.
Doy gracias a Dios por haber puesta en la mente y en el corazón de esta persona para que escribiera esta reflexión, que Dios lo bendiga.

martes, 7 de abril de 2009

LA ARMADURA DE DIOS


Texto Bíblico: Efesios 6:10-17

Todo aquel que ha recibido al Señor Jesús como su Salvador, es salvo de pasar la eternidad en el infierno y pasa a formar parte de la familia de Dios y su eternidad la pasará en el cielo con el Señor.

Pero al recibir al Señor Jesús como su único y suficiente Salvador es alistado en el ejército del Señor y por lo tanto entra en guerra contra el diablo y sus huestes espirituales de maldad.

Para poder hacerle frente a esa legión de demonios hay que vestirse con el uniforme apropiado y ese uniforme que nos identifica como los guerreros del Señor, es la ARMADURA DE DIOS, con la cual nos protegemos de todo ataque del enemigo.
Para eso tenemos que fortalecernos con el gran poder del Señor, y la manera de hacerlo es mediante la oración.

De esta manera es que llegamos a tener suficiente fuerza y así podemos obtener la victoria ante el enemigo.
El Señor nos manda a ponernos la armadura que Él nos ha dado es para que seamos sus soldados guerreros destructores de fortalezas espirituales que se levante contra el conocimiento de Dios.
La palabra de Dios en Efesios 6:11-18 dice:
11 Pónganse toda la armadura de Dios para que puedan hacer frente a las artimañas del diablo.
12 Porque nuestra lucha no es contra *seres humanos, sino contra poderes, contra autoridades, contra potestades que dominan este mundo de tinieblas, contra fuerzas espirituales malignas en las regiones celestiales.
13 Por lo tanto, pónganse toda la armadura de Dios, para que cuando llegue el día malo puedan resistir hasta el fin con firmeza.
14 Manténganse firmes, ceñidos con el cinturón de la verdad, protegidos por la coraza de justicia,
15 y calzados con la disposición de proclamar el *evangelio de la paz.
16 Además de todo esto, tomen el escudo de la fe, con el cual pueden apagar todas las flechas encendidas del maligno.
17 Tomen el casco de la salvación y la espada del Espíritu, que es la palabra de Dios.
18 Oren en el Espíritu en todo momento, con peticiones y ruegos. Manténganse alerta y perseveren en oración por todos los *santos.

Ahora veamos como está compuesta la armadura que Dios nos ha dado:

Vrs. 14. Soldado firme, ceñido con el cinturón de la verdad, protegido con la coraza de justicia.
Vrs. 15. Calzados los pies con la disposición de proclamar el evangelio de la paz.
Vrs. 16. Tomando con la mano el escudo de la fe, para apagar todas las flechas encendidas del maligno.
Vrs. 17. Puesto en la cabeza el casco de la salvación y la espada del Espíritu que es la Palabra de Dios.
Vrs. 18. La oración en el Espíritu debe ser en todo momento con peticiones y ruegos.
Manteniéndonos alerta y perseverando unánimes en oración por todos los santos.

Hay un refrán que dice:
Soldado avisado no muere en la guerra y si muere es por descuidado.

Y el Señor dice en el Versículo 18:
Oren en el Espíritu en todo momento, con peticiones y ruegos. Manténganse alerta y perseveren en oración por todos los santos.

Yo siempre digo que la armadura de Dios no nos la debemos quitar ni para dormir.
¿Por qué lo digo?
Porque las fuerzas espirituales de maldad no duermen ni descansan tratando de hacerle daño a todo cristiano.
La Biblia dice en 1 Pedro 5:8 así:

Sed sobrios, y velad; porque vuestro adversario el diablo, como león rugiente, anda alrededor buscando a quien devorar;

Te aconsejo que así como te vistes todos los días, así también debes ponerte la armadura de Dios.

De esta manera podrás ser un soldado guerrero que derribará fortalezas que se te levanten en tu contra y llegarás a arrebatarle al enemigo todo lo que te haya robado y también le arrebatarás las almas cautivas principalmente las de tu familia, para llevarlos al reino de Cristo.

Nunca suelte de tu mano la espada que es la palabra de Dios y llévala a donde vayas; pero sobre todo aprenda versículos para que te defiendas de los ataques del enemigo.
Toma el ejemplo del Señor Jesús, ya que Él venció al diablo fue con la palabra.
Si lo haces serás más que vencedor.