domingo, 16 de agosto de 2009

¿POR QUÉ DIOS PERMITE QUE PASEN TANTAS COSAS MALAS?



Es la pregunta que se hacen muchas personas, quienes niegan la existencia de Dios o lo critican por lo que pasa en el mundo (calamidades, desastres naturales, enfermedades, terremotos, maremotos, huracanes, guerras, secuestros, asesinatos, violaciones, escases de alimentos, muerte de niños por desnutrición y muchas cosas más) preguntando ¿Por qué permite Dios que pasen tantas cosas malas? Cuestionando el carácter de Dios, demandando una explicación personal.
Ellos no se detienen a ver qué es lo que han hecho, antes de estar cuestionando a Dios por lo que sucede en el mundo.
En el libro de Eclesiastés 7:29 dice la palabra de Dios:
He aquí, solamente esto he hallado: que Dios hizo al hombre recto, pero ellos buscaron muchas perversiones.

Y en carta a los Romanos 1:21-25 dice:
Pues habiendo conocido a Dios, no le glorificaron como a Dios, ni le dieron gracias, sino que se envanecieron en sus razonamientos, y su necio corazón fue entenebrecido.
Profesando ser sabios, se hicieron necios, y cambiaron la gloria del Dios incorruptible en semejanza de imagen de hombre corruptible, de aves, de cuadrúpedos y de reptiles.
Por lo cual también Dios los entregó a la inmundicia, en las concupiscencias de sus corazones, de modo que deshonraron entre sí sus propios cuerpos, ya que cambiaron la verdad de Dios por la mentira, honrando y dando culto a las criaturas antes que al Creador, el cual es bendito por los siglos. Amén.


En cuanto a la pregunta que muchos se hacen cuestionando a Dios, la misma palabra da la respuesta y solución al problema, cuando dice:
¿De dónde vienen las guerras y los pleitos entre vosotros? ¿No es de vuestras pasiones, las cuales combaten en vuestros miembros?
Codiciáis, y no tenéis; matáis y ardéis de envidia, y no podéis alcanzar; combatís y lucháis, pero no tenéis lo que deseáis, porque no pedís.
Pedís, y no recibís, porque pedís mal, para gastar en vuestros deleites.
¡Oh almas adúlteras! ¿No sabéis que la amistad del mundo es enemistad contra Dios? Cualquiera, pues, que quiera ser amigo del mundo, se constituye enemigo de Dios.
¿O pensáis que la Escritura dice en vano: El Espíritu que él ha hecho morar en nosotros nos anhela celosamente?
Pero él da mayor gracia. Por esto dice: Dios resiste a los soberbios, y da gracia a los humildes.
Someteos, pues, a Dios; resistid al diablo, y huirá de vosotros.
Acercaos a Dios, y él se acercará a vosotros. Pecadores, limpiad las manos; y vosotros los de doble ánimo, purificad vuestros corazones.
Afligíos, y lamentad, y llorad. Vuestra risa se convierta en lloro, y vuestro gozo en tristeza.
Humillaos delante del Señor, y él os exaltará. Santiago 4:1-10

Y en 2 crónicas 7:14 dice:
Si se humillare mi pueblo, sobre el cual mi nombre es invocado, y oraren, y buscaren mi rostro, y se convirtieren de sus malos caminos; entonces yo oiré desde los cielos, y perdonaré sus pecados, y sanaré su tierra.




Finalizo con Hechos 3:19 que dice:
Así que, arrepentíos y convertíos, para que sean borrados vuestros pecados; para que vengan de la presencia del Señor tiempos de refrigerio,…

Dios es misericordioso y solo nos pide arrepentimiento y volvernos a Él y entonces Él se va a acercar a nosotros para exaltarnos.
Con todo esto llegamos a la conclusión que todo lo que pasa en el mundo es por el pecado.

Esta respuesta es para aquellos que están cuestionando a Dios por todo lo que acontece en este mundo, yo les aconsejo que ya dejen de ser incrédulos y de estarlo cuestionando, y vuélvanse a Él para que puedan recibir la salvación. Arrepiéntanse y vuélvanse al señor.
Cristo les ama y yo también.